Ortodoncia

¿Que es la Ortondoncia?

Es una especialidad de la odontología encargada de la corrección de los dientes y huesos posicionados incorrectamente. La mala posición de los dientes hace que sean muy dificil mantenerlos limpios, corriendose el riesgo de la pérdida precoz ocasionadas por caries y enfermedades periodontales, que pueden generar otras patologías, incluso dolores de cabeza, síndrome de ATM y dolores en el cuello, hombros y espalda. Además, dientes girados o mal posicionados afectan la estética.

Los tratamientos ortodóncicos brindal la portunidad de tener  una boca sana, una sonrisa de aspecto agradable y dientes con mayores posibilidades de durar toda la vida.

¿Quien determina si necesito un tratamiento de ortodoncia?


Solo su odontologo u ortodoncista puede determinar si requiere un tratamiento de ortodoncia, previo diagnostico y evaluación de su historia clínica y odontológica, así como examen clínico, modelos en yeso de sus dientes, radiografías y fotografías.

El ortodoncista decidirá si usted requiere un tratamiento de ortodoncia y elaborará un plan de tratamiento adecuado a sus necesidades. Sin embargo usted puede asistir a su odontológo quien mediante evaluación determinará si usted presenta alguna de las siguientes  afecciones:

  • Sobremordida
  • Submordida
  • Mordida cruzada
  • Mordida abierta
  • Línea media desplazada
  • Espaciamiento
  • Apiñamiento

¿Cómo funciona el tratamiento ortodóncico?


El tratamiento incluye la utilización de  diversos  tipos de aparatos, fijos y removibles, que permitirán mover los dientes,  entrenar los músculos y modificar el crecimiento de las mandíbulas. 


Los aparatos utilizados aplican presión suave sobre los dientes y los huesos.  Dependiendo de la severidad del problema, se determinará cual es el enfoque ortodóncico más adecuado.

Los aparatos fijos incluyen:

  • Ortodoncia: Los aparatos fijos más comunes, consisten en un sistema de bandas, alambres y brackets. Las bandas son fijadas  alrededor de los dientes, o el diente, y se utiliza como anclaje del aparato, los brackets se cementan en el frente del diente. Los alambres del arco se colocan a través de los brackets y se atan en las bandas. Al momento del ajustar  los alambres se ejerce presión sobre los dientes y se los mueve gradualmente a la posición correcta. La ortodoncia debe ajustarse una vez al mes a fin de lograr los resultados deseados, éstos pueden llevar meses o un par de años. En la actualidad, las ortodoncias son livianas, pequeñas y con menor cantidad de metal que en otras épocas. Están disponibles en  colores brillantes para los niños o modelos transparentes preferidos por los adultos.
  • Aparatos fijos especiales: son utilizados para  para controlar las consecuencias del mal hábito de succión del pulgar o del empuje de la lengua contra los dientes. Los aparatos  se sujetan a los dientes mediante las bandas. Es recomendable solo como último recurso, ya que resultan incómodos durante las comidas.
  • Retenedores de espacios fijos: se utilizan en caso de que un niño pierda un diente prematuralmente y su función es mantener el espacio abierto hasta que el diente permanente haga su aparición. Se coloca una banda en el diente contiguo al espacio vacío y se extiende un alambre desde el diente hasta el otro extremo del espacio.

Los aparatos extraíbles incluyen:

  • Alineadores:  son una alternativa a la ortodoncia tradicional para adultos, se utilizan alineadores en serie para mover los dientes del mismo modo que trabajan los fijos, sin embargo no cuentan con alambres metálicos ni brackets. Son practicamente invisibles y deben ser retirados para comer, cepillarse y limpiarse con el hilo dental.
  • Retendedores de espacios removibles: su función es la misma que los fijos. Son elaborados con una base acrílica que se adapta al hueso, tiene ramas de plástico y alambre que se extienden entre dientes específicos para mantener el espacio entre los mismos.
  • Aparatos de reposicionamiento de la mandíbula: también llamados "entablillados", se colocan sobre los maxilares superior e inferior y entrenan a la mandíbula a cerrarse en una posición más favorable. Asimismo son utilizados para corregir los trastornos de la articulación temporo mandibular (ATM).
  • Separadores de labios y mejillas: su función es mantener los labios y mejillas separados de los dientes, evitando la ayudando a evitar la presión sobre los dientes, generada por la presión.
  • Expansor de paladar: es una placa de plástico que se adapta al techo de la boca y su función es ampliar el arco  del maxilar superior. 
  • Retenedores removibles: evitan el corrimiento  de los dientes a las posiciones originales y se utilizan. Se utilizan en el techo de la boca y pueden ser utilizados también para evitar el mal hábito de la succión del pulgar.
  • Casquetes: también denominado  arco facial, es un dispositivo que se coloca mediante una correa a la parte trasera de la cabeza y luego se la une a un alambre en el frente. Este mecanismo impide  el crecimiento del maxilar superior, retienen los dientes traseros en la posición en que se encuentran y al mismo tiempo tiran hacia atrás los dientes anteriores.